Equipos de protección individual de uso policial

Un equipo de protección individual es “cualquier equipo destinado a ser llevado o sujetador por el trabajador para que le proteja de uno o varios riesgos que puedan amenazar su seguridad o su salud en el trabajo, así como cualquier complemente o accesorio destinado a tal fin” (artículo 4. 8.º Ley de Prevención de Riesgos Laborales).

Los equipos de protección individual (EPIS) usados por los agentes de policía dependen de la unidad en que se preste servicio y pueden ir desde los sofisticados trajes de protección de las unidades de desactivación de explosivos hasta los simples guantes desechables de látex usados por los agentes destinados en las unidades de patrulla, pasando por los típicos chalecos anti-bala

LISTA NO EXHAUSTIVA DE EPIS DE USO POLICIAL

  • Cascos de protección (unidades de caballería, motoristas, antidisturbios, subsuelo, …).
  • Protectores auditivos (unidades aereas, prácticas de tiro, …).
  • Gafas de protección solares y antifragmentos (seguridad ciudadana, unidades especiales de intervención, aéreas y marítimas, prácticas de tiro, …).
  • Equipos de protección respiratoria (subsuelo).
  • Chalecos de protección antibala, anti-cuchillo, anti-trauma (seguridad ciudadana, unidades especiales de intervención, …).
  • Guantes de protección y anticorte (seguridad ciudadana, motoristas, …).
  • Equipos y ropa de protección antitraumas (antidisturbios).
  • Equipos y ropa de protección antifragmentos e ignífuga (desactivación de explosivos).
  • Trajes de protección NBQ (unidades NRBQ).
  • Ropa de protección contra el frío (genérico).
  • Ropa de protección contra la lluvia (genérico)
  • Ropa y chalecos de alta visibilidad (unidades de tráfico, seguridad ciudadana, …).
  • Chalecos salvavidas (unidades marítimas y aéreas).
  • Calzado de seguridad (genérico).
  • Guantes desechables de latex o similar (seguridad ciudadana, cienntífica, …).
  • Ropa y equipos de protección en laboratorios (científica).

USO DE LOS EPIS

Los equipos de protección individual deben usarse cuando existan riesgos para la seguridad o salud de los policías que no hayan podido evitarse de otra manera.

Las administraciones públicas son las responsables de suministrar a los funcionarios de policía los equipos de protección individual adecuados a la función que desempeñan y así se recoge en las diferentes normas de prevención de riesgos que se aplican a los cuerpos de policía.

Artículo 17.2 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales: La Administración Pública deberá proporcionar a sus funcionarios equipos de protección individual adecuados para el desempeño de sus funciones y velar por el uso efectivo de los mismos cuando, por naturaleza de los trabajos realizados, sean necesarios.

Artículo 6.2 del Real Decreto 2/2006, de 16 de enero, por el que se establecen las normas sobre prevención de riesgos laborales en la actividad de los funcionarios del Cuerpo Nacional de Policía: La Administración proporcionará a los funcionarios del Cuerpo Nacional de Policía equipos de protección individual adecuados para el desempeño de sus funciones y velará por el sus efectivo y correcto de los mismos.

Artículo 11 del Real Decreto 179/2005, de 18 de febrero, sobre prevención de riesgos laborales en la Guardia Civil: Los órganos administrativos competentes de la Dirección General de la Guardia Civil deberá proporcionar a los agentes equipos de protección individual adecuados para el desempeño de sus funciones y velar por el uso efectivo de éstos cuando, por la naturaleza de las misiones desempeñadas, sean necesarios.

Artículo 6.4 del Decreto Foral 55/2010, de 13 de septiembre, por el que se establecen normas sobre prevención de riesgos laborales en la actividad de los funcionarios del Cuerpo de la Policía Foral de Navarra: La Administración de la Comunidad Foral de Navarra proporcionará a los funcionarios del Cuerpo de la Policía Foral los equipos de protección individual adecuados para el desempeño de sus funciones y velará por el uso efecto y correcto de los mismos.

Unidad policial checa

REGULACIÓN DE LOS EPIS DE USO POLICIAL

La selección y uso de los equipos de protección individual se regula en el Real Decreto 773/1997, de 30 de mayo, sobre disposiciones mínimas de seguridad y salud relativas a la utilización por los trabajadores de equipos de protección individual, desarrollado por una Guía Técnica elaborada por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo.

El artículo 2 del Real Decreto excluye de su ámbito de aplicación los equipos de protección individual usados por los agentes de policías, pero esa exclusión es limitada y no afecta a todos los equipos de protección individual usados por los agentes de policía, solo afecta a los equipos de protección que han sido diseñados para ser usados exclusivamente en actividades estrictamente policiales, como por ejemplo, los equipos de protección de las unidades antidisturbios.

La Guía Técnica elaborada por el INSHT señala que la exclusión de los equipos de protección individual usados por los agentes de policía no se debe a que esos equipos no se ajusten al concepto de equipo de protección individual, sino que es debido a las condiciones particulares y circunstancias especiales en esos equipos deben ser utilizados (enfrentamientos armados, disturbios, etc.) y que requieren de una legislación específica que regule su uso y los criterios para su selección.

Así, por ejemplo, la ropa de alta de visibilidad utilizada por las unidades de tráfico o los guantes desechables de latex usados por las unidades de patrulla estarían regulados por el Real Decreto 773/1997, mientras que los trajes y equipo de protección de las unidades antidisturbios o de las unidades NBQ se deben regular por una normativa específica dadas las condiciones particulares y circunstancias especiales en las que esos equipos van a ser usados, si bien, a falta de esa legislación específica, esos equipos de protección individual deberán cumplir con los requisitos generales y criterios uso y mantenimiento establecidos en el Real Decreto 773/1997.

NORMAS DE USO DE LOS EPIS (artículo 7 del RD 773/1997).

a) La utilización, el almacenamiento, el mantenimiento, la limpieza, la desinfección cuando proceda, y la reparación de los equipos de protección individual debe efectuarse de acuerdo con las instrucciones del fabricante.

b) Las condiciones y el tiempo de uso de un EPI se determinara en función de la gravedad del riesgo, del tiempo o frecuencia de exposición al riesgos, de las condiciones del puesto de trabajo, de las prestaciones del equipo y de los riesgos adicionales derivados de la propia utilización del equipo.

c) Los equipos de protección individual están destinados, en principio, a un uso personal. Si las circunstancias exigiesen la utilización de un equipo por varias personas, se adoptarán las medidas necesarias para que ello no origine ningún problema de salud o de higiene a los diferentes usuarios.

Antidisturbios de la República de Corea

OBLIGACIONES DE LAS ADMINISTRACIONES (artículos 3, 8 y 9).

a) Determinar los puestos de trabajo en los que deba recurrirse a la protección individual y precisar, para cada uno de estos puestos, el riesgo o riesgos frente a los que debe ofrecerse protección, las partes del cuerpo a proteger y el tipo de equipo o equipos de protección individual que deberán utilizarse.

b) Seleccionar los equipos de protección individual teniendo en cuenta la magnitud y naturaleza del riesgo del que deben de proteger, las condiciones de los lugares donde van a ser usados, las condiciones anatómicas y fisiológicas y el estado de salud del trabajador y no deberán ser peligrosos en si mismos, ni ocasionar riesgos adicionales, ni molestias innecesarias.

c) Proporcionar gratuitamente a los trabajadores los equipos de protección individual que deban utilizar, reponiéndolos cuando resulte necesario.

d) Velar porque la utilización y mantenimiento de los equipos se realice conforme a las instrucciones del fabricante.

e) Informar a los policías, previamente al uso de los equipos, de los riesgos contra los que les protegen y contra los que no, así como de las actividades u ocasiones en las que deben utilizarse.

f) Proporcionar a los agentes instrucciones, preferentemente por escrito, sobre la forma correcta de utilizarlos y mantenerlos (el manual de instrucciones o la documentación informativa facilitados por el fabricante estarán a disposición de los agentes).

g) Garantizar la formación para un uso correcto de los equipos de protección individual, especialmente de aquellos que sean más complejos.

h) Consultar con los representantes de los trabajadores la elección del EPI siempre que su elección pueda tener efectos sustanciales sobre la seguridad y salud de los trabajadores.

OBLIGACIONES DE LOS AGENTES (artículo 10 RD 773/1997).

Los funcionarios de policía, con arreglo a su formación y siguiendo las instrucciones de la administración, deberán:

a) Utilizar y cuidar correctamente los equipos de protección individual.

b) Colocar el equipo de protección individual después de su utilización en el lugar indicado para ello.

c) Informar de inmediato a su superior jerárquico directo de cualquier defecto, anomalía o daño apreciado en el equipo de protección individual utilizado que, a su juicio, pueda entrañar una pérdida de su eficacia protectora.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s